Sucesos – Irrespeto a órdenes causó choque frontal de trenes

Guillermo_Santana-Incofer-trenes-accidente_LNCIMA20160708_0117_10.jpg

 

Informe de Incofer revela que maquinista desatendió instrucción de detenerse en apartadero

Actualizado el 11 de julio de 2016 a las 04:06 pm

Estudio demostró que locomotoras accidentadas el 8 de abril en Mata Redonda viajaban con exceso de velocidad

Investigación recomienda sustituir a maquinistas y a despachador por incumplir reglamento de operación de trenes

San José

Una investigación del Incofer reveló que errores y omisiones de los dos maquinistas y un despachador condujeron al choque frontal de trenes del viernes 8 de abril, en Mata Redonda de San José, que dejó 245 personas heridas.

Por el desacato a una orden de detenerse, viajar a exceso de velocidad e incumplir el reglamento de operación de los trenes, el Instituto Costarricense de Ferrocarriles (Incofer) ordenó la sustitución “inmediata” de los dos operadores de las máquinas y el despachador.

Según explica el informe sobre el accidente –que fue dado a conocer este viernes– el maquinista de la unidad que viajaba con dirección Belén – San José desatendió la instrucción que le giró el despachador de detenerse en el apartadero de Tubotico (cerca de la zona industrial de Pavas). Por esta razón, “continuó sin derecho de vía hacia el apartadero de La Sabana hasta encontrarse de frente” con la unidad tipo Apolo que hacía el recorrido en sentido contrario.

Aunado a esto, ni el despachador, ni el maquinista del convoy que partió de la Estación del Pacífico hacia Belén registraron la hora exacta de salida, como lo exige el Reglamento de Operación de Trenes del Incofer.

Por último, los datos recopilados también demostraron que ambos trenes circulaban a velocidades mayores a los 40 kilómetros por hora, lo que representa una violación a las condiciones de operación.

“Se ha podido determinar el exceso de velocidad (…) por parte de ambas unidades de tren al momento de cruzar los puentes ferroviarios”, pues la velocidad máxima en ese momento debe ser de 15 kilómetros por hora.

Además de los 245 heridos, el accidente provocó daños por $620.750 en los coches, la salida de operación de los dos Apolos y la afectación en la frecuencia de los servicios de pasajeros, pues no hay equipo rodante adicional para sustituir a los afectados.

Guillermo Santana, presidente ejecutivo del Incofer, dijo que las pólizas de la institución cubrieron la atención médica los usuarios que presentaron lesiones, pero alegó que la cifra invertida está en manos del Instituto Nacional de Seguros.

ampliar

“El control cruzado fue el que no funcionó. (…) El tren en dirección a Belén irrespetó el itinerario y el tren hacia San José desacató una orden del despacho para efectuar el cruce en el aparcadero de La Sabana”, Guillermo Santana, presidente ejecutivo del Incofer.

 

Más de 200 personas fueron atendidas por los cuerpos de emergencias. [side_to_side]

Proceso penal. En la conferencia de prensa de este viernes, las autoridades del Instituto no hicieron referencia al proceso penal que se sigue por este caso.

Por ahora, lo que se tiene confirmado es que el 25 de mayo la Fiscalía indagó a un maquinista y a su ayudante como sospechosos de 40 delitos de lesiones culposas por el choque.

 

Los investigados son el conductor del tren que circulaba de Belén hacia San José, de apellidos Ramos Castellón, y su asistente, apellidado Castillo Pérez.

En el proceso, que se tramita en el expediente 16-8386-042-PE, no figura como implicado el maquinista del tren que viajaba de San José a Belén, quien es de apellido Arguedas.

José Alberto Monterrosa Ordeñana, defensor de los imputados, expresó ese día que, al ser indagados, sus representados rechazaron todos los cargos.

Acciones. Además de la separación “inmediata” de los involucrados, el informe recomendó que se mejore el Centro de Control y Despacho de Trenes, “introduciendo los recursos tecnológicos que permitan mayor efectividad y eficiencia en el sistema”.

Según el documento, modernizar los equipos, adquirir un sistema de radios digitales y nueva señalización requieren de una inversión de $251.500. Sin embargo, el presidente del Incofer, Guillermo Santana, no precisó este viernes cuándo se pondría en marcha este proceso.

 

Además, el Instituto está tomando las partes rescatables de los dos trenes afectados para poner en funcionamiento uno de ellos, pero se desconoce cuándo estará listo.

Se recurrió a esta medida mientras que la entidad arranca el proyecto de modernización del servicio de trenes, que le permitirá al Incofer endeudarse hasta por $400 millones.

En una primera etapa, el Instituto pretende implementar el cobro electrónico de los tiquetes, mejorar las paradas, confinar las estaciones para resguardar los bienes, comprar ocho trenes nuevos y reparar la línea férrea existente.
Fuente Original

  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
Acerca del Autor

25kph

Interesado en la Seguridad Vial y el acontecer nacional en todas las carreteras.

Animate, déjanos tu opinion

Déjanos un comentario

Close