Empresarios y vecinos molestos por rezagos y paso regulado en Ruta Nacional 141 Noticias | Sucesos | 25kph

Hernán Solís está a cargo de las obras en Ruta Nacional 141.

San José, 13 set (elmundo.cr)- El Consejo Nacional de Vialidad (Conavi), reconoció que hubo un rezago de mes y medio en las obras que se llevan a cabo en la Ruta Nacional 141, a cargo de la empresa constructora Hernán Solís. Esta situación, además del paso regulado, ha generado malestar en algunos empresarios y vecinos de las zonas adyacentes a la carretera.

Según explicó la entidad, el atraso es producto de las condiciones en la estructura del pavimento existente, al encontrarse material en la subcapa de rodamiento no apta para las máquinas.

Los trabajos iniciaron en el segundo trimestre de este año y están programados para finalizar en enero de 2018.

Aunado a ello, en la actualidad existe un paso regulado durante las 24 horas del día, en ruta 141, hasta terminar los trabajos encomendados a la adjudicada Hernán Solís. También hay una regulación específica en los cruces y señales luminosas para horas de la noche y tiempo de lluvia.

“El Ministerio de Obras Pública y Transportes intervino la ruta 709 (ruta en lastre) para habilitarla y mantenerla en mejores condiciones al tránsito de vehículos. Esta es una ruta alterna que puede ser utilizada y está en buenas condiciones (entendiendo que es una ruta de lastre). Todos los trabajos han sido debidamente coordinados con ingeniería de tránsito”, explicó el Conavi.

Un empresario de la zona que prefirió mantener el anonimato, resaltó al igual que otros administradores hoteleros y ciudadanos, la afectación en la carretera de Zarcero a Naranjo, a raíz de los “constantes” cierres y presas durante “horas” que se generan por los trabajos.

“Hoy (días atrás) llegaron ya a la entrada del hotel y simplemente no hay acceso, los turistas no pueden entrar ni salir, despedazaron el pavimento para tirar los casos de cemento y eso dura. Tampoco se puede entrar a la calle que va a Lourdes.

Yo entiendo que los trabajos hay que hacerlos, pero no puede ser que afecten la producción de tal manera, el medio no justifica el fin. Acaso el gobierno deja de cobrarnos impuestos, cargas sociales y todo durante el tiempo que duren en los trabajos, y las empresas no pueden perder, acaso dan un subsidio para pagar empleados que están viéndose la cara porque los clientes no pueden llegar”, reprochó el empresario.

Además puso en tela de duda que una carretera “dure tanto” en hacerse, al tiempo que criticó la tardanza, la falta de planificación y de organización. “No avisan cuándo hacen los trabajos, cuánto dura, no nos da tiempo para planificar, buscar alternativas operativas y contactar clientes”, añadió el ciudadano afectado.

La obra completa se realizará en un periodo de cuatro años y está subdividida en zonas y plazos. Cabe mencionar que fue adjudicada a la empresa Hernán Solís en el 2016, y comprende las zonas 1-4 (Alajuela Sur), 1-5 (Alajuela Norte) y 1-6 (San Ramón). El monto para desarrollar el proyecto es por aproximadamente ₡3.500 millones.

El administrador de un hotel en Naranjo, quien de igual forma prefirió guardar el anonimato, afirmó que efectivamente se han visto afectados en cuanto al ingreso y la salida de los turistas debido al paso regulado en la localidad.

El Conavi confirmó que a la fecha no existe ninguna sanción contra la empresa adjudicada Hernán Solís, ni tampoco la empresa contratada para verificar el control de calidad Cacisa ha reportado alguna afectación en los trabajos realizados en la ruta.

“En cuanto al tiempo que estuvo detenida la obra no existe sanción alguna, ya que no fue culpa de la empresa. El retraso fue por condiciones presentadas en el pavimento que ocasionaron cambio en las condiciones de trabajo. Esto ya fue solucionado.

Entendemos la afectación que se genera cuando se realizan trabajos en las vías nacionales, sin embargo solicitamos paciencia y comprensión por parte de las zonas afectadas, los trabajos se realizan para mejorar las rutas nacionales y que los usuarios circulen por carreteras óptimas”, respondió la institución.

Asimismo, la entidad ha realizado acercamientos con la municipalidad y las asociaciones de desarrollo comunal para coordinar e informar sobre los trabajos que se realizan en la ruta 141, de manera que se afecte lo menos posible el tránsito vehicular.

“También se están tomando en cuenta las medidas correctivas para no afectar el avance de las obras”, finalizó.

EL MUNDO intentó obtener un criterio del ingeniero de la empresa Hernán Solís, quien está a cargo de la obra, sin embargo aclaró que no estaba autorizado para brindar declaraciones y refirió las consultas con la empresa fiscalizadora del proyecto, misma que luego remitió la solicitud con el Conavi.

LEA TAMBIÉN: Conavi desconoce el costo de pieza robada en paso a desnivel de Alajuelita

Comentarios

comentarios

Fuente Original

Vamos, Comenta